Karting en circuito



Para los que nunca hayan conducido un kart y tengan intención de que esto cambie muy pronto, queremos que aprendas las diferencias principales entre un vehículo de competición, un kart profesional y los que solemos conducir en los circuitos karting. No puedes pretender que 
un principiante en este deporte se ponga al volante de un potente coche de carreras, no solo por no saber controlarlo, si no por lo más importante, el hecho de que podría resultar muy peligroso. 

Al fin y al cabo, las personas que acuden a los karting, en su gran mayoría, no dejan de ser aficionados que buscan diversión y velocidad motorizada, ya sea para una quedada con los suyos o cualquier otro tipo de celebración. Lo mejor para comprender las principales diferencias entre un kart de competición con tan solo dos tiempos de125 cc y un kart a nivel usuario con cuatro tiempos, automático y de 100 cc. Preta atención a la comparativa que el siguiente vídeo nos muestra explicado por un experto.




No sabemos en qué situación de piloto de karts te encuentras, si tan solo asistes a los circuitos para entrenar o por mera diversión, pero por suerte para ti, por todo el país puedes encontrar karting para dar rienda suelta a tu locura por el motor. Aquí puedes ver el más próximo a ti, circuitos espectaculares perfectos para cada ocasión independientemente a qué tipo de conductor seas o la modalidad de karting que quieras probar. 

Pero sin duda, lo importante es que tengas en cuenta a qué tipo de coche te vas a subir. 

Características de un kart profesional

  • La potencia de un vehículo de este tipo no tiene comparación con uno de alquiler, debido en su gran parte por contar con 2 tiempos. Multiplicado por dos, la sensación de velocidad al acelerar en un kart de competición es brutal. 
  • Los frenos en este tipo de coches son un elemento fundamental al igual que el peso, que suele ser más ligero y los neumáticos. Todo ello hace que la frenada sea posible en muy pocos metros e incluso en curvas. 
  • El agarre de este tipo de coche es un espectáculo pues, a no ser que te topes en el circuito con algún obstáculo, jamás vuelca. 

Karts de competicion modelo SKB



Características de un kart de alquiler

  • Tiene cuatro tiempos por lo que, aunque también veloces, su potencia es inferior y por tanto, "tranquilizadora" para un principiante de los karting. 
  • La estructura de un kart que vas a conducir en un circuito suele ser menos ligera que uno de competición. Son vehículos robustos, pensados para divertirte a toda velocidad pero con el mínimo peligro posible. 
  • El motor de este tipo de kart tan solo cuenta con un cilindro, aparentemente mucho mejor por su baja complejidad, pero tiene más vibraciones al contar con menos revoluciones por minuto y por tanto, menos potencia. 

Kart de alquiler



Y hora que ya sabes que las principales diferencias entre los karts son su velocidad, frenada y agarre (sin tener en cuenta la sofisticación entre uno y otro modelo de vehículo), dependiendo de a qué nivel quieras conducir el kart podrás ponerte al volante de uno u otro y que por toda España podrás encontrarte con diferentes circuitos karting... ¿contra quién vas a querer competir? 

Elijas lo que elijas, déjate siempre aconsejar por los expertos y ante todo, pásalo bien. ¿O acaso los karts no están para eso? Sentirte o no un Carlos Sainz es cuestión de meterte en el papel.