Estamos en el siglo XXI. Para muchos es el siglo de la mujer, en el que comienza a independizarse y a tener una vida más allá que la limitada a hacer las "labores domésticas". Los deportes de aventura son uno de los escenarios perfectos en los que poco a poco las mujeres se van abriendo paso y luchan por un hueco en un mundo que hasta ahora estaba reservado para los hombres.

El surf es uno de los deportes acuáticos que más evolución han experimentado, pues hay constancia de que se lleva practicando desde hace más de 500 años, aunque no fue hasta la década de los 50 - 60 del siglo pasado cuando se puso de moda. Actualmente surfear se ha convertido en algo muy habitual y en casi todo el mundo podemos encontrarnos con spots en los que las olas tienen unos duros competidores.


Mujeres surferas 1953 (imagen thebluegrasspecial.com)

 

La historia del surf ha sido y es de lo más interesante. Siempre podremos encontrar numerosos libros y artículos que lo referencian escritos por expertos amantes de este deporte. Las mujeres no podían quedar fuera de esta historia, siendo una historia llena de obstáculos debido a la inevitable sociedad machista que ha imperado durante siglos.

De repente y sin saber cómo en los '60 comenzamos a ver en algunas playas mujeres subidas a una tabla de surf. Tuvieron que soportar las críticas de los hombres, con quienes se las comparaba, y pelearse más con éstos que con las propias olas.

Pero atrás quedó esa lucha y las chicas empezaron a revelarse ante la situación tradicional donde las playas  estaban llenas de surferos. Y es que no se necesitan unas condiciones especiales para poder subir a una tabla, aunque está claro que cuanto más ágil seas, en mejores condiciones estarás de surcar los mares. 


Niña surfera

 

Si tú eres chica y también te gustaría surfear no tienes tiempo que perder. Te aconsejamos que comiences con una mini-malibus, pues es parecida a la longboard aunque más reducida. Como todo en la vida, cuando hayas adquirido un cierto nivel y manejes la tabla hasta el punto de poder ponerte de pie e incluso coger alguna ola es el momento de cambiar y escoger una de un nivel más alto, como las evolution.

Desde aquí te recomendamos que no lo pienses más, pues el surf es un deporte tan apto para hombres como para mujeres. Asimismo sería ideal que asistieras a uno de los numerosos eventos que patrocinadores como Rip Curl o Billabong organizan cada año, concentrando así al mayor número posible de chicas surferas. Toda ayuda es poca para fomentar esta práctica y para prestar apoyo a las mujeres que, como tú, queréis haceros un hueco en este mundillo.


El surf femenino ha alcanzado un gran nivel

 

Entre los meses de julio y agosto tendrá lugar una nueva edición de Rip Curl & Hawaiian Tropic Girls Tour, del cual informaremos más adelante, donde podrás realizar actividades relacionadas con la música, el baile hawaiano y cómo no, ¡el surf!

Sé una de las tantas mujeres que cada día están practicando deportes de aventura y surfea las olas como la que más.